eldiario.es

Menú

El juicio de 'Gürtel' que sienta en el banquillo a la cúpula del PP de Camps empezará en marzo

Anticorrupción sostiene que en las elecciones de 2007 no se declararon ante Hacienda al menos 1,2 millones, algunos empresarios ya han confesado

- PUBLICIDAD -
De izquierda a derecha, el exvicepresidente de la Generalitat, Vicente Rambla; el exsecretario general del PP valenciano, Ricardo Costa, y el expresidente de la Generalitat, Francisco Camps, en las Corts Valencianes.

De izquierda a derecha, el exvicepresidente de la Generalitat, Vicente Rambla; el exsecretario general del PP valenciano, Ricardo Costa, y el expresidente de la Generalitat, Francisco Camps, en las Corts Valencianes. EFE

La Audiencia Nacional juzgará el caso Gürtel que sienta en el banquillo a la cúpula del PP de la era Francisco Camps (pero sin estar éste acusado) del 13 de marzo al 12 de mayo. Según avanza la  Cadena Ser seran 21 sesiones y abarca las conocidas como piezas 1, 2 y 6 de la presunta trama ilegal.

Durante las sesiones se juzgará a los cabecillas de la presunta trama, Francisco Correa, Pablo Crespo, Álvaro Pérez y Cándido Herrero; así como también los empresarios Vicente Cotino (familiar del exconseller Juan Cotino), Enrique Gimeno, Luis Batalla, Rafael Martínez-Berna, Enrique Ortiz, y Antonio Pons, que confesaron sus aportaciones ilegales al PP.

Pero entre los nombres destacan los responsables políticos ya que está acusada la cúpula del PP de Francisco Camps de aquel momento: Vicente Rambla (ex vicepresidente de Camps y ex conseller), Ricardo Costa (ex secretario del PPCV y ex diputado autonómico), Yolanda García (extesorera del PPCV), Cristina Ibáñez (exgerente del PPCV) y David Serra (ex secretario autonómico y ex diputado)

La Fiscalía Anticorrupción pide siete años y nueve meses de cárcel para los acusados. El Ministerio Público considera que los exdiputados Ricardo Costa y Vicente Rambla son responsables de un delito electoral por la  financiación irregular de la campaña de 2007. Costa y Rambla se enfrentan a penas de prisión por un delito electoral y también por falsedad en documento mercantil, según la petición de la Fiscalía.

Según un informe de la policía, el PP utilizó a una empresa de la trama Gürtel –Orange Market– para ocultar pagos en negro. El fiscal sostiene que en las elecciones de 2007 no se declararon ante Hacienda al menos  1,2 millones de euros correspondientes a cerca de una veintena de actos, entre ellos uno celebrado 12 de mayo en Alicante y al que asistió Mariano Rajoy. Los vídeos de campaña, que costaron caso un millón de euros, tampoco pasaron por el fisco, según Anticorrupción.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha