La portada de mañana
Acceder
La erupción que destruyó el trabajo de toda una vida en la cumbre de La Palma
Podcast - Estreno de 'Un tema Al día': Ha nacido un volcán
Opinión - Cuando la lava deje de fluir, por Esther Palomera

Vox arremete contra La Vorágine y quiere prohibir las subvenciones culturales "de corte político o ideológico"

Los voluntarios que participaron en la recreación de la imagen de 1938 guardaron un minuto de silencio. | ESTEBAN COBO

Diez días después de que se escenificará en las Caballerizas de La Magdalena la foto histórica de unos presos formando en lo que fue campo de concentración hace 80 años, Vox en Santander ha pedido prohibir las subvenciones a aquellas actividades culturales "de corte político o ideológico".

La recreación fotográfica del primer campo de concentración franquista fue el primer acto de la sexta edición de La Surada Poética, impulsada por La Vorágine, y que cuenta con el patrocinio de la Fundación Santander Creativa. El acto, en el que participaron 300 personas de forma voluntaria en recuerdo de las víctimas de la represión franquista, se desarrolló bajo el amparo de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP) en La Magdalena.

La propuesta de Vox viene firmada por el concejal de la formación en Santander, Guillermo Pérez-Cosío, y reviste el carácter de moción al Pleno que se reunirá este jueves. La propuesta consiste en una reforma de la ordenanza reguladora de la concesión de subvenciones para excluir "las manifestaciones o actividades culturales de contenido político o ideológico de cualquier signo".

La moción viene precedida por una larga exposición de motivos en donde se amalgaman opiniones históricas y culturales y arremete contra la actividad cultural de La Vorágine, que a lo largo de los últimos cinco años lleva organizadas 900 actividades en su librería de la calle Cisneros.Así, Pérez-Cosío cita a Manuel Azaña, Tihamér Tóth y Diego Abad de Santillán, sin faltar José Antonio Primo de Rivera, un autor este que para Vox hoy sería contestario. "Contracultura hoy sería reeditar las 'Obras completas' de José Antonio", afirma el texto.

La Vorágine es un espacio autogestionado que se financia de su actividad como librería y del apoyo de sus socios y colaboradores. La moción cuestiona no solo el acto de la Magdalena sino actividades que organiza en su espacio, como una exposición reciente sobre Michoacán (México) o la producción editorial de libros, ninguno de los cuales se publica con subvención.

"Esta asociación cultural, con el único voto en contra del concejal de Vox -escribe Pérez-Cosío en la moción-, obtuvo del Ayuntamiento una subvención de 1.347,50 euros para organizar el pasado mes de julio una exposición fotográfica en la que se mostraba a unos individuos portando armas de guerra y que al parecer pertenecen a unas denominadas brigadas de autodefensa indígena, protagonistas de varios levantamientos armados contra el Gobierno en la región de Michoacán, Méjico. El sorprendente (sic) título de la muestra era '¿Por qué vivimos en el paraíso?'".

Con respecto a la producción de libros, el edil hace apreciaciones de contenido como las supuestas dificultades de un autor, Gonzalo Escarpa, para titular un poema 'España'.

"Esta asociación integra también una editorial que se define como cultura crítica y edita obras como 'FBI (Fascismo de Baja Intensidad)', 'Una traducción rebelde. Políticas de la cultura comunitaria', 'Relatos de la Memoria Herida', 'Feminismos a la Contra' o 'España', un libro éste que al parecer contiene un poema de igual nombre del que se dice que ya le debió resultar difícil a su autor titularlo así sin buscar eufemismos o máscaras", dice.

Etiquetas
Publicado el
24 de septiembre de 2019 - 14:27 h

Descubre nuestras apps