eldiario.es

9

Pablo Casado dice que el PP no tiene "la radicalidad de Vox" y se felicita de que Ciudadanos vuelva al "centro-izquierda"

El líder popular, que ha evitado hablar sobre las grabaciones de Villarejo con María Dolores de Cospedal, defiende una nueva aplicación del 155 en Catalunya como "única alternativa"

El presidente del Partido Popular asegura que el centro-izquierda "había quedado huérfano" por la "radicalización" del PSOE

Muestra su "honda preocupación" por el proyecto de Presupuestos del Gobierno y exige la convocatoria de elecciones generales

Pablo Casado interviene en el XXI Congreso Nacional de la Empresa Familiar en Valencia

Pablo Casado interviene en el XXI Congreso Nacional de la Empresa Familiar en Valencia @AVEmpresarios

La misma semana que se están conociendo las grabaciones del excomisario Villarejo con el empresario López del Hierro, marido de María Dolores de Cospedal, y con la propia exsecretaria general del Partido Popular en su despacho de Génova, el presidente del PP, Pablo Casado, ha protagonizado una conferencia dentro del XXI Congreso Nacional de la Empresa Familiar que se celebra hasta este martes en Valencia. Casado ha llegado poco antes de las 10 horas al Palacio de Congresos, donde ha esquivado a la prensa para evitar hacer declaraciones sobre la última 'tormenta' que sacude al Partido Popular.

El dirigente popular, después de presentar su "agenda de competitividad para España", ha respondido a diversas cuestiones que le han planteado algunos de los más de 700 empresarios que participan en el congreso que estos días se celebra en Valencia. Casado ha diferenciado a su partido de Vox, "nosotros no tenemos la radicalidad de sus propuestas", y de Ciudadanos, del que ha asegurado que se ha resituado en su espacio fundacional, el centro-izquierda, "no es una crítica, es el espacio que les corresponde desde su fundación en 2008 y que había quedado huérfano por la radicalización del PSOE". "No tenía mucho sentido que compitiéramos por un mismo espacio", ha apuntado.

Pablo Casado a su llegada al Palacio de Congresos de Valencia

Pablo Casado a su llegada al Palacio de Congresos de Valencia EFE / Försterling

También se ha referido a la situación en Catalunya, donde ha insistido en la necesidad de aplicar de nuevo el artículo 155 de la Constitución, "por desgracia es la única alternativa para resolver el problema, es una constatación objetiva". Así, ha resaltado que se debe aplicar "sin un plazo fijado de duración" y que se tiene que llevar a cabo, sobre todo, en ámbitos como los medios de comunicación, las fuerzas de seguridad o las instituciones penitenciarias. "La situación es insostenible: se hacen escraches a sedes de partidos políticos, se atacan domicilios de jefes de la oposición, se utiliza la 'kale borroka', se ultraja al Jefe del Estado, se amordaza al Parlamento...", ha apuntado, "yo estoy más preocupado que el año pasado porque el Gobierno no responde".

En respuesta a otra de las preguntas que se le han planteado, el presidente del PP, quien se ha referido al Corredor Mediterráneo como "prioridad absoluta", ha mostrado su "honda preocupación" por el proyecto de Presupuestos para 2019, que ha asegurado "pone en riesgo la recuperación económica". Por ello, ha apelado a partidos como Ciudadanos para impedir que las cuentas "salgan adelante".

Además, ha reclamado elecciones generales "cuanto antes" después de cuestionar la legitimidad del Ejecutivo de Pedro Sánchez: "me preocupa que se pacten unos presupuestos en la cárcel o con un partido -en referencia a Podemos- que ha colaborado a hundir economías como las de Venezuela, Ecuador o Bolivia y ciudades como Madrid, Barcelona o Valencia".

Agenda de competitividad

El líder popular ha presentado la 'agenda de competitividad' del PP, que se centra en "no molestar" a las empresas y "favorecer una regulación que favorezca la generación de riqueza y empleo". De este modo, se ha comprometido a abordar una profunda rebaja de impuestos (Sociedades, IRPF...), la eliminación de los impuestos de Sucesiones y Donaciones, ha rechazado las tasas impulsadas por el Gobierno de Sánchez a las tecnológicas o al diésel o se ha comprometido a no subir las cotizaciones a la Seguridad Social, entre otras medidas.

Casado ha abogado por mantener la reforma laboral e, incluso, mejorarla, y ha propuesto que las cotizaciones sociales se publiquen en la nómina para que los empleados sean conscientes de los costes laborales.

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha