La portada de mañana
Acceder
Las leyes trans, 'mordaza' y de vivienda ponen a prueba el pacto de legislatura
¿Puede permitirse China abandonar de golpe la política de Covid Cero?
OPINIÓN | "¡Arriba las manos!, esto es un banco", por Esther Palomera

El Supremo anula pluses salariales de hasta 2.500 euros anuales en la Ertzaintza y enfrenta a los sindicatos

Una patrulla de la Ertzaintza, en el centro de Vitoria

El Tribunal Supremo ha desestimado el recurso interpuesto por el Gobierno casco y los sindicatos de la Ertzaintza Erne y Esan -los dos de mayor implantación- a la sentencia del Tribunal Superior de Justicia del País Vasco (TSJPV) que reconocía la “desigualdad” que producían los suplementos de productividad por absentismo y de noches entre los agentes de la Ertzaintza. La sentencia anula dos de los pluses salariales vinculados a la nocturnidad y al Servicio Activo Modulado (SAM) de los agentes de más de 54 años y los de absentismo. Según cálculos de Erne, el quebranto económico para los afectados se mueve en una horquilla de entre 250 y 2.500 euros anuales.

La pandemia dispara un 27% las listas de espera en Euskadi y 1.000 pacientes están fuera del plazo garantizado por decreto

La pandemia dispara un 27% las listas de espera en Euskadi y 1.000 pacientes están fuera del plazo garantizado por decreto

Entre otros argumentos, el alto tribunal considera que “si bien entra dentro de lo razonable y proporcionado una distribución de tareas u organización de la Policía que responda a las circunstancias físicas derivadas de la edad, constituye discriminación el establecimiento de una mayor retribución por la realización de servicios en horario nocturno por los funcionarios con más años de edad”, informa Europa Press.

Por el contrario, el sindicato minoritario Sipe ha celebrado el fallo. A su entender, la ratificación de la sentencia por parte del Supremo “obliga ahora al Gobierno vasco a abonar los suplementos no cobrados por los ertzainas, un montante que en algunos casos puede alcanzar los 5.500 euros por agente”. En un comunicado, la central vinculada a Jusapol ha celebrado la ratificación que ha llevado a cabo el Tribunal Supremo de la sentencia que emitió el pasado 21 de mayo de 2020 la Sección Tercera de la Sala de lo Contencioso Administrativo del TSJPV, en la que se reconocía la situación de “injusticia” que se venía produciendo por el cobro de los suplementos de la productividad por absentismo y de los turnos de noche.

En concreto, tal y como ha apuntado, los suplementos citados suponían “una discriminación para miles de agentes de la Ertzaintza que no podían acceder a los mismos”, en el caso del suplemento de noches por una cuestión de edad, ya que este se les otorgaba a los agentes mayores de 54 años el beneficio de cobrar los pluses de nocturnidad sin necesidad de trabajar estos turnos. En este sentido, el alto tribunal indica en su sentencia que “si bien entra dentro de lo razonable y proporcionado una distribución de tareas u organización de la policía que responda a las circunstancias físicas derivadas de la edad, constituye discriminación el establecimiento de una mayor retribución por la realización de servicios en horario nocturno por los funcionarios con más años de edad”.

Por otro lado, ha señalado que, en el caso del suplemento de productividad por absentismo, el Gobierno Vasco “dejaba fuera, sin motivo justificado, a los agentes pertenecientes a las unidades de seguridad ciudadana y a los de investigación de guardia”. La organización sindical ha indicado que esta ratificación de sentencia “no supone en ningún caso que los agentes que percibieron estos suplementos tengan ahora que devolver las cantidades percibidas ni que se haya declarado ilegal ni el Acuerdo Regulador de 2012, ni su modificación de 2018”. Así, ha explicado que “lo único que se ha declarado ilegal es la discriminación existente por los suplementos de productividad por absentismo y de la realización de turnos de noche”.

Por último, desde el Sipe han mostrado su “malestar” por la actitud que vienen manteniendo algunos sindicatos de la Ertzaintza, “como los que presentaron recurso a la sentencia del TSJPV, Esan y Erne, que ”prefieren hacer el juego a la Administración y mantener una actitud servilista hacía el Gobierno vasco y la superioridad, que defender los intereses de todos los ertzainas y buscar eliminar las discriminaciones e injusticias existentes en el cuerpo policial y, de esta forma, mejorar las condiciones sociolaborales y económicas de todos los agentes de la Ertzaintza“.

Erne, por el contrario, replica que “esta sentencia hace que prácticamente 5.000 ertzainas salgan perjudicados” y “en cantidades que fluctúan entre 250 y 2.500 euros anuales”. Es una noticia “terrible” en la actual “tesitura económica de crisis”, sostiene la central. “No llegamos a entender cómo representantes de los trabajadores realizan demandas como ésta y consiguen que se amputen derechos. Solamente la torpeza puede explicar tal desaguisado”, apunta el sindicato mayoritario.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats