Los usuarios de residencias alavesas en 'zona roja' pueden salir dos veces por semana pese a las restricciones

Dos ancianos pasean por los terrenos de la residencia San Prudencio de Vitoria

Los usuarios de residencias para personas mayores y con discapacidad de las localidades alavesas de más de 5.000 habitantes que se encuentran en 'zona roja' por alta incidencia de la COVID-19 podrán salir dos veces por semana a partir de este miércoles, según el decreto publicado hoy que limita esta salidas, en lugar de suprimirlas en su totalidad.

La nueva orden foral, de aplicación en las residencias forales y en las plazas concertadas, y que está recomendada en las residencias privadas y municipales del territorio, modifica la anterior norma, aprobada el 2 de marzo, en lo concerniente a los paseos terapéuticos de los residentes en centros de mayores o discapacitados, según ha recordado la Diputación de Álava en un comunicado. El Gobierno foral ha destacado que con esta medida "se salvaguarda la salud de las personas residentes, al tiempo que se mantienen medidas de flexibilidad", con el fin de que lo usuarios de estos centros puedan tener un mayor contacto con sus familiares y personas allegadas.

La Diputación ha explicado que el proceso de vacunación realizado en estos centros, tanto a las personas residentes como al personal, "ha supuesto una ausencia de letalidad, y un descenso notable de casos registrados de coronavirus y de la gravedad de estos". No obstante, ha advertido de que resulta necesario seguir adoptando medidas de precaución, dado que la vacunación "no supone la eliminación total del riesgo". La Diputación ha recordado que desde el pasado día 6, el Territorio Histórico de Álava supera la tasa de incidencia de 400 por cada 100.000 habitantes, que marca la entrada en la 'zona roja' en la que se incrementa la dureza de las restricciones frente a coronavirus, incluidas las que afectan a las residencias.

En todo caso, una vez finalizado el proceso de vacunación en los centros, el Gobierno foral ha optado por "conjugar el principio de seguridad con las medidas terapéuticas", de forma que ha establecido que cuando la tasa de incidencia sea igual o superior a los 400 casos por cada 100.000 habitantes, se posibilitarán dos salidas semanales para los usuarios de las residencias, en vez de suprimirlas en su totalidad. El régimen de visitas se mantiene sin cambios, con dos citas semanales por residente, con independencia de que la localidad en la que se ubique el centro se encuentre o no en zona roja.

Etiquetas
Publicado el
14 de abril de 2021 - 19:35 h

Descubre nuestras apps

stats