Ribó plantea una subida de sueldos para alcalde y concejales igual a la que tengan los empleados públicos

Un pleno del Ayuntamiento de València con el alcalde Joan Ribó en primer plano

El nuevo mandato en el Ayuntamiento de València vendrá acompañado de una subida de sueldos en la corporación igual a la que prevean para los funcionarios y empleados públicos los Presupuestos Generales del Estado. Así lo ha comunicado Compromís en respuesta a la polémica suscitada por el anuncio aireado por los socialistas de que el alcalde, Joan Ribó, y los concejales tendrán un aumento del 2,5%.

La SER aseguró que la idea del alcalde, Joan Ribó, es aprobar este incremento en el próximo pleno de constitución del Ayuntamiento previsto para el 15 de julio. Con esa subida Ribó pasaría de ganar 82.603 euros brutos a 84.668 euros anuales, mientas los concejales del equipo de Gobierno pasarían de 72.691 a 74.508 euros al año, y los de la oposición subirían de 66.495 a 68.157 euros.

Según el PP, el primer edil deslizó la posibilidad de una revisión salarial como uno de los temas a abordar en el futuro inmediato a la portavoz del grupo municipal popular, María José Catalá, dentro de la ronda de reuniones que mantuvo con los portavoces de cada formación política con representación en el hemiciclo después de las pasadas elecciones municipales. Unas reuniones a las que no acudieron ni la portavoz del PSPV, Sandra Gómez, quien afeó a Ribó que se reuniera con Catalá antes que con los socialistas como más que probables futuros socios de Gobierno, ni el portavoz de Ciudadanos, Fernando Giner. La supuesta intención de Ribó ha sido considerada por el PSPV “un engaño”, ya que no se ha planteado en la mesa de negociación para el nuevo equipo de gobierno.

Compromís, por su parte, han negado cualquier negociación o conversación entre Ribó y Catalá en este sentido, lo mismo que ha hecho la propia portavoz de los populares. Català ha criticado al PSPV del que ha dicho que está “muy nervioso por su obsesión de obtener una vicealcaldía”.

“Se pone de manifiesto que Compromís ha abierto una negociación paralela con el Partido Popular a la que hasta ahora estaba manteniendo con los socialistas para pactar el pleno de organización, tal y como ha reconocido la propia Catalá”, han señalado los socialistas,  que han hecho constar que esta “negociación paralela no ha sido en ningún momento comunicada” y han considerado que supone descubrir “un engaño por parte de Compromís”, al que han acusado de estar avanzando para configurar un gobierno en solitario cuyo nacimiento esté apoyado en un acuerdo con el Partido Popular“.

Compromís ha negado “de manera rotunda” cualquier negociación “formal o informal” con el PP y lo ha atribuido a “una filtración interesada y falsa”. “Hay una comisión negociadora que trabaja día en día con con representantes del PSPV-PSOE con el objetivo de llegar a un gobierno de progreso para la ciudad de Valencia”, ha indicado la coalición valencianista.

Y ha insistido: “En cuanto a los salarios, en ningún momento se ha planteado hasta ahora un aumento salarial. Se planteará cuando formalmente sea posible que todos los regidores y regidoras (de gobierno y oposición) puedan adscribirse al que fija normativamente la Ley de Presupuestos Generales del Estado para los trabajadores públicos. Así, la ley de rango estatal es la que marcará si la masa salarial baja, sube o se congela, sin que sea, por lo tanto, una medida discrecional o arbitraria, sino la manera más objetiva de atender la cuestión salarial”.

Pese a todo, fuentes socialistas han confirmado que no dan por rotas las negociaciones para configurar un nuevo pacto de Gobierno con Compromís. Ambos partidos se reunirán nuevamente este martes para seguir avanzando en las conversaciones.

Compromís, por su parte, ha recordado que Ribó se redujo el salario un 20% respecto al que cobraba Rita Barberá.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats