eldiario.es

Menú

La reforma del Estatut valenciano: "fum de canyot" en el Congreso

PP y PSOE se acusa mútuamente de hacer las inversiones más bajas en la Comunitat Valenciana ante un hemiciclo prácticamente vacío

- PUBLICIDAD -
El PP acepta tramitar ahora en el Congreso la reforma del Estatuto valenciano y la oposición le culpa del retraso

Fran Ferri (Compromís), Manolo Mata (PSPV) y Jorge Bellver (PP) durante sus intervenciones

A la quinta 'fue la vencida' y el Congreso de los Diputados ha aprobado tramitar la reforma del Estatut valenciano fundamentalmente para reivindicar una mejora de la financiación. Pero la importancia que se le ha dado a esta reclamación de los valencianos se plasmaba en el mismo Congreso: con el President y vicepresidenta de la Generalitat, Ximo Puig y Mónica Oltra, y con el Presidente de las Corts, Enric Morera, pero con el hemiciclo prácticamente vacío de diputados, y sin representación del Gobierno de Mariano Rajoy.

La modificación de Estatut, aprobada en marzo de 2011 todavía con Francisco Camps como President, reclamava que la inversión del Estado en la Comunidad (excluido el Fondo de Compensación Interterritorial) tiene que ser equivalente al peso de la población sobre el conjunto del Estado por un periodo de siete años.

Pero esta reclamación que impulsó el PP como azote para los últimos meses de la era Zapatero ha sido retrasada durante cuatro años por el PP, un tiempo en el que ha conseguido que no afecte a los 5 presupuestos confeccionados por los gobiernos de Mariano Rajoy. Y esto ha sido tomado en cuenta por el diputado de Compromís, Joan Baldoví, quien ha denunciado la intencionalidad del retraso, y ha retado a los 'populares' a incluir la reivindicación en los Presupuestos Generales del Estado a través de enmiendas "para demostrar su compromiso".

Pero la formación valencianista ha manifestado su pesimismo al advertir que teme que todo quede en "fum de canyot" (una expresión que denunciaría una situación vacía de contenido), pesimismo que también fue apoyado por el diputado de Convergència, Jordi Xuclà, quien recordó que en el mismo saco roto cayó la reivindicación del Estatut catalán en 2006.

Por lo que respecta a los diputados nacionales de PP y PSOE se cruzaron acusaciones de qué gobierno ha maltratado más la financiación valenciana. Así mientras el socialista José Luis Ábalos reconoció una financiación mejorable y mostró gráficas donde se apreciaba una inversión del PSOE mucho mayor que la del PP, el 'popular' Gerardo Camps optó por describir al PP como el partido que más ha invertido en la Comunitat Valenciana sin aportar cifras, y también ser el impulsor de la reforma.

Desde Izquierda Unida Ricardo Sixto ha advertido que esta reforma no solucionará los problemas de financiación valencianos, a la vez que señalaba que una cuestión primordial será la condonación de la llamada "deuda histórica" con la Comunitat Valenciana. Desde UPyD (única formación que ha votado en contra) el diputado Julio Lleonart ha afirmado que esta reforma es "un brindis al sol. No soluciona el problema", porque el Gobierno puede no cumplir la cláusula.

Portavoces valencianos

En las intervenciones de los portavoces designados por las Corts Jorge Bellver (PP) ha destacado que desde 2009 a 2015 la deuda de la Comunitat Valenciana ha pasado 16.000 millones a 40.000, lo que prueba "el desfase de un modelo de financiación letal", y ha denunciado que a los partidos de izquierdas "no les importan las inversiones ni la financiación".

El portavoz socialista, Manolo Mata, ha alertado de que la Comunitat Valenciana vive "una tormenta económica perfecta" que puede llevar a su "desaparición como administración autonómica", señalando que la valenciana es la única autonomía con renta más baja que la media estatal y a la vez tiene un nivel de inversiones inferior a la media. Mata ha añadido que la Comunitat Valenciana padece un déficit de inversiones de 6.851 millones en 20 años, y que cuando los socialistas abandonaron el poder en la Generalitat en 1995 la deuda era de 653 euros por habitante, mientras que a la salida del PP esta se ha disparado a 8.000 euros.

El portavoz de Compromís en Les Corts, Fran Ferri, ha lamentado que permanece la discriminación aunque cambian los gobiernos. Ferri ha recordado los 15.300 millones de deuda histórica que se calcula se ha acumulado desde 2002 por una inversión inferior a la media de forma sistemática. El diputado de compromís ha terminado sentenciando que "hasta aquí llegó la paciencia de los valencianos" porque "nos hemos cansado de pagar y callar".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha