Juanma Moreno Bonilla: "Javier Arenas influye cero en Andalucía, porque yo no le consulto nada"

Juan Manuel Moreno Bonilla

Juan Manuel Moreno Bonilla, Juanma, presidente del PP andaluz, reconoció ayer en el programa "A por todas", de la cadena de televisión andaluza 8TV, que la elaboración de las listas de su partido para las próximas elecciones generales del mes de diciembre está siendo un proceso muy complicado: "Recibo muchas llamadas", dijo, para explicar a continuación que si "el 45% de ellas" son de nuevos valores que aspiran a hacerse un hueco en las estructuras del partido, "el otro 55%" corresponde a aquellos que llevan ya años ocupado puestos y cargos pero que todavía no se quieren ir.

El presidente del PP-A intenta quitarse la sombra de Javier Arenas enviándolo al Congreso de los Diputados

El presidente del PP-A intenta quitarse la sombra de Javier Arenas enviándolo al Congreso de los Diputados

El más importante de todos ellos, claro está, no es otro que Javier Arenas, del que él heredó el cargo, y sobre cuyo futuro circulan todo tipo de conjeturas. Moreno Bonilla no desveló si irá o no en las listas al Congreso de los Diputados, o en las del Senado, pero si quiso dejar muy claro que su sitio ya no está en Andalucía: "Javier Arenas influye cero en Andalucía, porque yo no le consulto nada" afirmó con tanta rotundidad como vehemencia.

No se quedó ahí. Juanma Moreno aseguró que por muy cerca que Arenas se siente del presidente nacional del partido en sus órganos de gobierno, cuando Mariano Rajoy, "quiere saber algo" sobre el PP andaluz, "a quien llama es a Juanma Moreno, no a Javier Arenas", y "si hay que tomar una decisión, con quien habla es conmigo".

Y para que no queden dudas sobre cuál será su actitud en las decisiones sobre la elaboración de las listas, o en la dirección del partido, añadió a continuación: "No permitiré injerencias ninguna, ni de Javier Arenas ni de cualquier otro".

No es, pues, una advertencia a navegantes, sino una contundente declaración de intenciones del líder del PP andaluz, que dos años después de su llegada quiere atajar de una vez a todos aquellos que añoran los viejos tiempos y mantienen la esperanza de que su viejo jefe regrese y los vuela a traer consigo. A finales de octubre, cuando se cierren las listas, veremos si consiguió zafarse de injerencias, o no.

Si lo consigue las listas de las provincias andaluzas tendrán un marcado caracter renovador, llenas de caras nuevas para hacer frente a la amenaza que para su voto supone Ciudadados. Moreno Bonilla no se llama a engaño sobre ello: "Pensamos que era flor de un día", dice, para reconocer a continuación que "no ha sido así. Hoy es una realidad política con la que vamos a convivir los próximos añios. Está siendo un partido decisivo".

Etiquetas
Publicado el
7 de octubre de 2015 - 09:48 h

Descubre nuestras apps

stats