La portada de mañana
Acceder
El Gobierno de Ayuso se resquebraja por su gestión de la pandemia
Villarejo intentó vender material para "anular" los casos Gürtel, Pujol y procés
OPINIÓN | Estado de sindiós, por Elisa Beni

El ‘corazón’ de La Mancha esquiva los confinamientos con restricciones y cierres por el aumento de contagios por COVID

Campo de Cripana

Tres pueblos ubicados en el ‘corazón’ de la macro-comarca conocida como La Mancha han iniciado durante este fin de semana una carrera contra reloj para intentar evitar que los contagios de coronavirus, incrementados en los últimos días, deriven en el confinamiento. Alcázar de San Juan y Campo de Cripana, muy próximos entre sí y en la provincia de Ciudad Real, y Consuegra, en Toledo, han aprobado medidas especiales y adicionales al nuevo decreto autonómico de restricciones del Gobierno de Castilla-La Mancha. 

Campo de Criptana suspende todas sus actividades culturales y de ocio por transmisión comunitaria

Campo de Criptana suspende todas sus actividades culturales y de ocio por transmisión comunitaria

En todos los casos se trata de acciones muy similares para impedir que también la movilidad se vea afectada por una orden judicial de confinamiento, como ha sucedido en el municipio albaceteño de Villamalea. La diferencia está, fundamentalmente, en su volumen de población. Las tres localidades manchegas son mucho más extensas que la albaceteña pero registran, por ahora, un nivel de contagios más bajo.

Aunque en Castilla-La Mancha la Consejería de Sanidad no hace públicos los datos por municipios, han sido los alcaldes y alcaldesas de los pueblos afectados los que han detallado la situación de cada uno. Así, la última actualización ofrecida por el Ayuntamiento de Consuegra, de 10.000 habitantes, es de un total de 90 personas contagiadas de COVID-19, aunque la previsión es que pueda superar el centenar.

El alcalde, José Manuel Quijorna, ha reconocido que se trata de “una situación complicada” y ha subrayado de la necesidad de concienciar a la población y extremar las medidas de precaución. “Si bien es cierto que tenemos más positivos de los que tuvimos en el mes de marzo, la buena noticia es que los síntomas que padecen la inmensa mayoría son leves. Se transmite muy fácilmente y por lo que comentan los profesionales los efectos son menos perniciosos que los que provocaban al inicio de la pandemia”, explica el alcalde, que recalca que están al tanto “del criterio de la autoridad sanitaria, que es quien ostenta las funciones ejecutivas en aras de imponer medidas más restrictivas”.

En este pueblo, la Consejería de Sanidad se adelantó al decreto autonómico y hace cuatro días ya propuso medidas especiales como el cierre de discotecas, salas de baile y bares de copas. Con todo ello, el alcalde ha considerado que por el momento está descartado el confinamiento de cara a este fin de semana. "Los datos objetivos no aconsejan el confinamiento de momento" puesto que los casos positivos aislados de los brotes que tienen controlados indican que no se da actualmente en el municipio transmisión comunitaria.

Transmisión comunitaria en Alcázar de San Juan

Sí ha sido así en los otros dos municipios manchegos. En Alcázar de San Juan, de 30.000 habitantes y una de las ciudades más importantes de Castilla-La Mancha, la confirmación de la transmisión comunitaria ha estado derivada por varios brotes de diferentes orígenes, uno de ellos en el Hospital Mancha Centro y otro en un prostíbulo de la localidad.

Antes de arrancar el fin de semana, la Delegación Provincial de Sanidad de Ciudad Real propuso medidas especiales en la ciudad tras detectarse 66 contagiados, muchos de ellos sin conexión entre sí y de origen desconocido, y por tanto, con posible transmisión comunitaria. Las medidas, ya vigentes y que durarán 14 días, abarcan la suspensión cautelar de todos los eventos y actividades municipales, así como la supresión de visitas en las residencias de ancianos o viviendas tuteladas de mayores.

Asimismo, se ha procedido al cierre temporal de la piscina municipal (allí se detectó un positivo entre los empleados) y al cierre cautelar de bibliotecas, museos, cines y teatros, así como a la suspensión de eventos deportivos y culturales. También se han clausurado parques y jardines y se han suspendido mercadillos y mercados al aire libre. Los bares y terrazas que no son de ocio nocturno pueden abrir hasta la 1.00 con el 75% de aforo en terrazas, el 50% en interiores, con grupos en mesas no superiores a 10 personas y sin servicio en barra. Son, por tanto, medidas más restrictivas que las del decreto extraordinario de nuevas medidas aprobado a nivel regional.

Según ha afirmado la alcaldesa, Rosa Melchor, se trata de una "mezcla de las fases 0, 1 y 2" de la desescalada. En este sentido, ha pedido responsabilidad ciudadana para afrontar estas dos semanas, a partir de las cuales se llevará a cabo una evaluación y se decidirán si las restricciones permanecen o se suavizan. En este caso, un juzgado de Ciudad Real ha tumbado algunas de las medidas como la prohibición de fumar o el cierre de parques y jardines por considerar que vulneran derechos fundamentales. Ahora quedan pendiente de recurso.

Campo de Criptana: una situación "grave y preocupante"

A tan solo 8 kilómetros de Alcázar se encuentra Campo de Criptana, un pueblo de 13.500 habitantes en el que existen grandes vínculos sociales y familiares con el primero. Tras detectarse el primer brote hace una semana, el número de contagios ha ido ascendiendo. Solo hay 30 positivos confirmados oficialmente, pero está previsto que en los próximos días “sean muchos más”. Así lo ha dicho su alcalde, Santiago Lázaro, quien ha comparecido este mismo sábado para resaltar una situación “grave y preocupante”.

En este caso, las medidas restrictivas tampoco suponen un confinamiento, pero han sido muy similares a las de los pueblos anteriores. Se han suspendido así, con carácter inmediato, todas las actividades deportivas, culturales y de ocio organizadas por el Consistorio, y se ha ordenado el cierre de instalaciones deportivas como el complejo deportivo, la piscina municipal, o las pistas de barrio; así como todos los parques infantiles de la localidad.

“No es una decisión fácil, pero se adopta con la convicción de que lo importante, aquello que hay que anteponer a todo lo demás, es la salud de los vecinos y vecinas de Campo de Criptana”, recalca el Ayuntamiento. Piden para ello a la ciudadanía mucha comprensión y “mucha prudencia y responsabilidad”.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats