La Conselleria de Emergencia Climática planteará al Puerto de Valencia un convenio para controlar la calidad del aire

Emisión de humo de un buque atracado el pasado sábado en el Puerto de València.

El Puerto de València, el primero del Mediterráneo y el cuarto de Europa en tráfico de contenedores, cuenta con tan solo dos estaciones de medición de calidad del aire ubicadas entre los muelles de Levante y Poniente, y otras dos en proyecto.

La Conselleria de Agricultura, Desarrollo Rural, Emergencia Climàtica y Transición Ecológica del Gobierno valenciano quiere tener más protagonismo en el control de la calidad del aire relacionada con su actividad.

Hasta ahora, tan solo ha conseguido que los resultados de uno de los dos medidores de polución, en concreto el del muelle de Poniente, se puedan consultar desde el pasado mes de octubre en la web del departamento que dirige Mireia Mollà, un proceso que ha durado nada más y nada menos que 11 años pese a las reiteradas solicitudes por parte de la administración.

Emergencia Climática va a dar un paso más y propondrá a la Autoridad Portuaria de Valencia (APV) la firma de un convenio para mejorar la calidad del aire en el recinto portuario y en su entorno, así como para incrementar la tutela sobre el organismo portuario en esta materia.

Según ha iformado la administración a elDiario.es, se propondrá un acuerdo muy parecido al que recientemente se firmó con la Autoridad Portuaria de Castellón, cuyo puerto cuenta con cinco medidores de calidad de aire conectados a la red auonómica, y que se publicó en el Boletín Oficial del Estado (BOE) el pasado 19 de julio.

Según el convenio, "la concentración de actividades susceptibles de generar emisiones de material particulado a la atmósfera en la zona, requiere una vigilancia específica de la incidencia de estas actividades en la calidad del aire y la aplicación de las mejores técnicas disponibles para reducir en la medida de lo posible las emisiones a la atmósfera y conseguir una reducción de las concentraciones de estos contaminante".

El documento refleja que "las tareas de control de las emisiones de las instalaciones mediante mediciones de material particulado en el perímetro de las actividades que se ha venido incluyendo como obligación en las autorizaciones de emisiones a la atmósfera, no son suficientemente representativas del funcionamiento de una actividad concreta, debido a la concentración de actividades de carga y descarga en el recinto portuario de Castellón, que por otro lado facilita la utilización de medidas correctoras conjuntas a las actividades concesionadas tales como lava-ruedas o sistemas de limpieza de viales comunes".

Por este motivo, se acuerda que "la autoridad portuaria asumirá las tareas de control de la contaminación generada por las instalaciones ubicadas en el recinto a través de sus estaciones de control de la contaminación atmosférica cuyo mantenimiento, ejercicios de comparación y todas aquellas actuaciones necesarias para asegurar la calidad de los datos, se realizarán de acuerdo con las directrices de la Dirección General de Calidad y Educación Ambiental de la Conselleria que figuran en el anexo IV, que realizará la validación de los datos, a través del Centro de Estudios Ambientales del Mediterráneo (CEAM). Los resultados de las mediciones en continuo estarán a disposición de la ciudadanía a través de la web de Castelló Port y la de calidad del aire de la Generalitat Valenciana".

Además, "la evaluación del resultado de las mediciones y de las posibles superaciones de los valores objetivo diarios y anuales de PM10 establecidos en este acuerdo, así como de los valores límite legales establecidos en la normativa, se realizará desde la Dirección General de Calidad y Educación Ambiental de acuerdo con la metodología establecida en el Real Decreto 102/2011, de 28 de enero, relativo a la mejora de la calidad del aire, o norma que lo modifique o sustituya y con lo establecido en este acuerdo".

Con el fin de llevar a cabo "un seguimiento del cumplimiento de este acuerdo, se crea una mesa técnica presidida por el Subdirector General de la Generalitat Valenciana con competencias en materia de contaminación atmosférica o persona en quien delegue y en la que ejercerá la secretaría un representante de la Autoridad Portuaria". Adicionalmente, la mesa estará formada "por al menos tres representantes designados por la Autoridad Portuaria y otros tantos representantes de la Conselleria con al menos un representante de la Dirección Territorial de la Conselleria competente en materia de protección de la atmósfera en Castellón".

Tal y como informó elDiario.es, un estudio de la Universidad Politécnica de València concluye que el 34,6% de los ciudadanos de la capital valenciana, es decir, 273.000 personas, viven en zonas con un valor medio anual superior al límite recomendado para la protección de la salud humana. Entre los barrios con un valor medio anual superior al límite recomendado y por tanto con peor calidad del aire figuran los afectados por la actividade del Puerto de València, casos de El Grau, Natzaret y Pinedo.

El sábado pasado hubo otro incidente con la emisión de humo de un buque atracado en el Puerto de València. La Capitanía Marítima estudia una denuncia sobre ese incidente.

Etiquetas

Descubre nuestras apps