La Comunitat Valenciana anuncia un toque de queda entre la medianoche y las seis de la mañana hasta el 9 de diciembre

El presidente del Gobierno valenciano, Ximo Puig, durante su comparecencia.

El presidente del Gobierno valenciano, Ximo Puig, ha anunciado este jueves que se implantará el toque de queda en la Comunitat Valenciana entre la medianoche y las 06.00 horas de la mañana al menos hasta el 9 de diciembre para tratar de frenar el avance de la pandemia.

Puig ha explicado que el ejecutivo valenciano estaba "por una medida unitaria para todo el territorio español, pero algunas autonomías se han opuesto en el Consejo Interterritorial, lo que obliga a la Comunitat Valenciana a tomar sus propias decisiones".

El presidente valenciano ha explicado que ha encargado un informe jurídico a la Abogacía de la Generalitat y una resolución a la Conselleria de Sanidad con las condiciones del toque de queda. Ambos documentos se llevarán al Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana (TSJCV) para su validación jurídica. Una vez se produzca este respaldo, la medida entrará en vigor.

Puig ha realizado este anuncio tras informar de la situación tanto a los agentes sociales (patronal y sindicatos) como a los portavoces de los diferentes grupos de las Corts Valencianes.

La medida cuenta con el apoyo de la Confederación Empresarial Valenciana (CEV) y los sindicatos CC OO y UGT, que consideran que es "lógica" dado el avance progresivo de la pandemia. La coincidencia, expresan, ha sido "plena" y solicitan que se aplique "cuanto antes". Según han indicado, el horario no afectaría a los trabajadores del turno de noche.

El presidente ha realizado el anuncio oficial tras el Consejo Interterritorial en el que se han reunido el ministro de Sanidad, Salvador Illa, con todos los consejeros autonómicos, entre ellos la consellera valenciana del ramo, Ana Barceló.

Con este toque de queda, se persigue frenar las reuniones nocturnas entre familiares y amigos tanto en domiclios particulares como en la calle, una de las principales causas de los brotes que se están produciendo en las últimas semanas.

Precisamente, Sanidad ha informado este jueves de que la Comunitat Valenciana ha registrado 1.060 casos confirmados por prueba PCR o a través de test de antígenos, que sitúan la cifra total de positivos en 52.676 personas. Esta es la segunda jornada en tres días desde que arrancó la pandemia que se supera la barrera de 1.000 contagios diarios. La primera vez que se superó fue este martes 20 de octubre.

Con todo, en lo que a incidencia acumulada se refiere, la Comunitat Valenciana sigue siendo la segunda de España que menor número de contagios presenta, 142,15 contagios por cada 100.000 habitantes en los últimos 14 días.

"Aunque estamos a la cola en cuanto a la incidencia acumulada, no estamos bien y por tanto tenemos que dar un paso más para tratar de llegar a Navidad en las mejores condiciones posibles", ha afirmado. Puig ha añadido que el toque de queda irá acompañado de otras medidas complementarias que se irán anunciando en los próximos días.

El jefe del Consell ha explicado que en las últimas dos semanas los contagios han crecido un 45% en la Comunitat Valenciana y que en el mes de octubre han crecido las personas hospitalizadas en planta un 97% y en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) un 65%. Con todo, los porcentajes de ocupación son tan solo en estos momentos del 7,3% y del 12,3% respectivamente.

El portavoz del grupo socialista en las Corts, Manolo Mata, ha explicado que "con la solicitud por parte de la Generalitat del toque de queda se demuestra que nos representa un Gobierno serio y coherente; estamos mejor que otros y podríamos ser los penúltimos en pedirlo por lo que ser los primeros es un ejercicio de responsabilidad para frenar la pandemia".

Etiquetas
Publicado el
22 de octubre de 2020 - 20:32 h

Descubre nuestras apps

stats