Euskadi entra en fase de emergencias por riesgo elevado de inundaciones

Nevada de este fin de semana en Álava

El vicelehendakari y consejero de Seguridad del Gobierno vasco, Josu Erkoreka, ha anunciado este domingo que Euskadi pasa de alerta naranja por lluvias a la fase de emergencia. Hay previsión de “fuertes y persistentes” precipitaciones que podrían plantear problemas hasta el mediodía de este lunes. Por esta causa, el consejo asesor de emergencias se ha reunido para “estudiar la adopción de medidas” de cara a la noche del domingo y la mañana del lunes, especialmente en las cuencas “más vulnerables”. Ya durante la semana ha habido inundaciones en zonas de Gipuzkoa como Hernani.

El Gobierno vasco reclama 28,7 millones a la empresa del vertedero de Zaldibar por los trabajos tras el derrumbe

El Gobierno vasco reclama 28,7 millones a la empresa del vertedero de Zaldibar por los trabajos tras el derrumbe

El vicelehendakari se ha reunido este domingo con la consejera de Desarrollo Económico, Sostenibilidad y Medio Ambiente, Arantxa Tapia, y sus equipos de trabajo para seguir de cerca la evolución del plan de especial ante el riesgo de inundaciones de Euskadi. Según ha afirmado Erkoreka, la alerta naranja, relacionada con la nieve “se ha eliminado ya” y ha bajado a amarilla, lo que significa que “el riesgo relacionado con la nieve se atenúa notablemente”. “La cota va a seguir elevándose en las próximas horas y, por tanto, la nieve no va a plantear por sí misma problemas, más que los que pueda plantear en la red de carreteras”, ha apuntado.

Sin embargo, los puertos alaveses de Altube, Herrera, Opakua y Orduña, todos ellos de la red secundaria, han estado cortados al tráfico de todo tipo de vehículos debido a la nieve y el hielo acumulados en las últimas horas en la calzada. Iguamente, la autovía A-15 entre Berastegi y Andoain (Gipuzkoa) ha quedado totalmente cortada al tráfico de vehículos, por segundo día consecutivo, debido a las malas condiciones del firme, como consecuencia de las granizadas y fuertes lluvias caídas en las últimas horas.

Erkoreka ha asegurado que, al contrario que la nieve, las precipitaciones de agua se van a “intensificar” a partir del mediodía del domingo “y fundamentalmente por la noche, hasta el mediodía de este lunes”. Ante la previsión de que las precipitaciones sean intensas y “persistentes en el tiempo”, el Gobierno ha elevado el nivel de alerta. La lluvia y los deshielos “pueden generar situaciones difíciles en algunas cuencas”. “La previsión para las próximas horas es que la nieve se reduzca, pero las precipitaciones, las lluvias, se incrementarán y pueden plantear problemas a lo largo de la noche, la madrugada y el mediodía de mañana”, ha afirmado.

Para fijar las medidas, se contactará “con los municipios que son, en principio, los responsables para tomar las decisiones bajo la coordinación del Departamento de Seguridad”. Se les pide que organicen a sus equipos, que limpien los sumideros o la red de alcantarillado de elementos que obstaculicen el flujo del agua y que informen a la población. “Este es el panorama que nos espera para las próximas horas”, ha lamentado. Cruz Roja, Protección Civil, comisarías de la Ertzaintza y Policías locales “están ya presentes y activados en previsión de posibles complicaciones”. El Ejecutivo ha recomendado seguir “con atención” la información de las autoridades, así como las recomendaciones que vayan trasladando en relación al tráfico en las carreteras y los daños “que podría generar una subida de las aguas”.

Recomendaciones

  • No estacione vehículos ni acampe en cauces secos, ni a orillas de los ríos para evitar ser sorprendido por una súbita crecida del agua o por una riada.
  • Retire los vehículos de las zonas en las que se puedan producir balsas, así como de garajes susceptibles de inundarse.
  • Evite los desplazamientos en coche.
  • Si tiene que viajar circule, preferentemente, por carreteras principales y autopistas y si se tienen problemas de visibilidad, estacione el vehículo en un lugar seguro.
  • Retire los objetos que puedan ser arrastrados por el agua, sobre todo los productos peligrosos que pueden ocasionar contaminaciones.
  • Revise el estado de desagües próximos.
  • Evite las salidas al monte y excursiones al aire libre
  • Aléjese de los ríos, torrentes, puentes y zonas susceptibles de inundación y tenga la precaución de no atravesar una zona inundada, ni a pie ni en coche, la fuerza del agua podría arrastrarle. Si el coche se atasca por el agua en la carretera, apague las luces y abandónelo.
  • Asimismo, aléjese de las zonas bajas de laderas y colinas, por el riesgo de avalanchas de agua, piedras y lodo que pueden producirse en esas áreas.
  • Si llegara a producirse una inundación en la vivienda, abandone los sótanos y plantas bajas cuanto antes.
  • Si se abandona la vivienda, desconecte la electricidad y cierre el gas y el agua. Asimismo deje una nota que indique dónde va a estar alojado.
  • Procure dirigirse a los puntos más altos evitando la zona susceptible de inundación.
  • Manténgase permanentemente informado a través de la radio o de otros medios
Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats