La portada de mañana
Acceder
Sánchez imprime un giro a la izquierda para retomar la iniciativa
El Gobierno se blinda ante una batalla legal con las eléctricas
OPINIÓN | 'El PP secuestra y el PSOE se dispara en el pie', por Elisa Beni

Cádiz pide subidas salariales en la marcha del 1º de mayo y castiga con indiferencia la de Vox: “Abascal, ponte a trabajar”

WhatsApp Image 2022 05 01 at 6.17.24 PM

Tres manifestaciones a la vez en Cádiz en un 1 de mayo reivindicativo, con tintes electoralistas y que llega meses después de una huelga del metal que trascendió a todo el país y que solo es la punta del iceberg de un sector golpeado en una provincia asfixiada por el paro. Los sindicatos abanderaron las mejoras para los trabajadores en las marchas organizadas en toda Andalucía por CCOO y UGT por un lado y de la Plataforma del Metal por otro. Paralelamente se produjo otra de Vox que contó con la indiferencia de muchos gaditanos y también de sus propios seguidores, ya que se anunciaba desde el partido la llegada de varios autobuses procedentes de diferentes puntos de Andalucía. Finalmente no fueron más de 300 los participantes.

La huelga del metal en Cádiz: la punta del iceberg de un sector golpeado en una provincia asfixiada por el paro

La huelga del metal en Cádiz: la punta del iceberg de un sector golpeado en una provincia asfixiada por el paro

Más de mil personas estaban presentes en la marcha convocada por los sindicatos mayoritarios. Partió de la plaza Asdrúbal para finalizar en la plaza San Juan de Dios, sede del Ayuntamiento de Cádiz. Los secretarios generales en la provincia de UGT y CCOO, Antonio Pavón e Inmaculada Ortega, encabezaban una manifestación que contó inicialmente con la presencia del alcalde, José María González Kichi, y de Teresa Rodríguez, candidata por Adelante Andalucía a las elecciones autonómicas.

El morbo de la mañana estaba en la posibilidad de cruzarse con la marcha del partido de ultraderecha, pero desde un primer momento la consigna era no caer en las posibles provocaciones. En los dos kilómetros de camino los sindicatos pedían mejores salariales a los trabajadores y que estos no pagaran la subida de los precios en los supermercados de manera descontrolada.

“Felicito a los trabajadores y trabajadores que aguantan la brecha de la desigualdad de nuestra tierra. El 1 de mayo es un día de reivindicación. No puede ser que Andalucía siempre sufra unas cifras horrorosas de desempleo y salimos a la calle para decirle al Gobierno que debe cambiar porque Cádiz y su Bahía se merecen futuro. La incertidumbre genera infelicidad y hay que pelear por un trabajo digno”, reclamaba el alcalde gaditano.

“Andalucía no puede vivir sólo del turismo y menos de un turismo concreto, que parece ser baratos para nuestros visitantes tengamos empleos precarios. Hay menos paro porque hay menos gente buscando trabajo entre los que se han ido fuera y los que se han cansado. El tipo de empleo que se genera ahora es de contratos por horas”, denunciaba Teresa Rodríguez.

Juan Benítez, secretario general de CCOO de Construcción y Servicios de Cádiz, remarca que “cuando no es por una cosa, es por otra, y las empresas siempre se amparan en excusas para bajar los salarios y nosotros reclamamos que en Cádiz haya una dignificación de los salarios porque esta provincia está muy por debajo de las condiciones laborales de otras provincias incluso limítrofes”.

En Cádiz no podía faltar la presencia de un carnavalero como José Antonio Vera Luque, que en la próxima edición del COAC (Concurso Oficial de Agrupaciones Carnavalescas) participará con la comparsa Los quinquis. “Esto es un día festivo para los que nos consideramos de la clase trabajadora. Hay que hacer ruido siempre. Seguro que en el Falla habrá coplas cañeras de las que nos gustan”.

Incidentes sin importancia

Fue a altura de la Plaza de Sevilla cuando se produjeron momentos de cierta tensión. Muy cerca se estaba produciendo el mitin de Santiago Abascal y de Macarena Olona, candidata a las elecciones autonómicas, que fue recibida al grito de “presidenta” por sus seguidores. La marcha de Vox se había producido por la carrera industrial de Astilleros, que contaba con pintadas con mensajes como “Cádiz será vuestro Vietnam”.

Frente al Palacio de Congresos se paró la manifestación de los sindicatos y fue aprovechado por algunos exaltados de Vox, que se acercaron en lo que fue considerado como una provocación. “Aquí está la clase obrera”, gritaban los manifestantes al tiempo que la policía invitaba a los alborotadores a regresar junto a Abascal y los suyos.

“Abascal, ponte a trabajar”, “Cádiz será la tumba del fascismo” y “fuera los fascistas de nuestros barrios” fueron los cánticos hasta llegar al final de una marcha que, en algo más de una hora, se usó para recordar que Cádiz necesita salir del furgón de cola. Abascal habló más de Euskadi, de lo que se cuece en San Telmo y de Catalunya.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats