La portada de mañana
Acceder
El rey emérito se blinda de pagar impuestos con su residencia fiscal en Abu Dabi
Investigación - Tres años sin noticias de la mitad oculta del archivo de Villarejo
Opinión - 'El machismo y sus burlas, herencia española', por Rosa María Artal

Euskadi extiende las restricciones contra la COVID-19 hasta el 13 de febrero

La consejera de Salud, Gotzone Sagardui

Euskadi mantendrá al menos hasta el 13 de febrero el grueso de las actuales restricciones para contener la expansión de la COVID-19. Este viernes por la tarde, la mesa de crisis de la emergencia sanitaria (conocida como Labi) ha confirmado el secreto a voces y se prorrogará el decreto que expiraba este 28 de enero. Prácticamente la única excepción es la competición del deporte escolar, que volverá este mismo fin de semana tras su cuestionada prohibición después de las vacaciones de Navidad. Esto también había sido comunicado ya. Sí hay algunos cambios con relación al pasaporte COVID, pero su tramitación sigue otro camino ya que requieren de validación judicial. En este caso, el problema surge porque el decreto decaerá el 31 de enero sin que esté previsto que se haya pronunciado la Justicia, de modo que habrá un limbo legal de al menos unas horas.

Urkullu pide a los vascos que atiendan a las autoridades sanitarias: "Dejemos de ser los más expertos en lo desconocido"

Urkullu pide a los vascos que atiendan a las autoridades sanitarias: "Dejemos de ser los más expertos en lo desconocido"

¿Cuáles son esas medidas que continuarán vigentes? Nuevamente, el horario máximo de cierre será a las 01.00 horas para todas las actividades comerciales, sociales y culturales, así como para los establecimientos de hostelería y restauración y asimilados. En la práctica, es una prohibición del ocio nocturno. Ahora bien, los establecimientos y lugares cuya hora general de cierre reglamentada para su actividad sea anterior cerrarán a la hora establecida en su correspondiente normativa. El transporte público de ámbito inferior a cada uno de los territorios históricos deberá tener como horario máximo de salida las 02.00 horas. Quedan exceptuadas de estas limitaciones las gasolineras, áreas de servicio y farmacias, así como el servicio de desayunos de hoteles y otros alojamientos.

Con carácter general, se prorroga una limitación de aforos del 60% en todo tipo de establecimientos y recintos interiores. Sí que hay un matiz con relación al deporte profesional, regulado por acuerdos estatales. Para los estadios de fútbol se ha indicado un 75% y para las canchas de baloncesto de más de 5.000 personas un 50%. Esto mismo afectaría a conciertos y otros actos que tuvieran lugar en esos mismos espacios. Igualmente, en los establecimientos de hostelería y restauración, así como en las discotecas y resto de establecimientos de ocio nocturno, esta prohibido el consumo de pie o en barra. Se limitan las agrupaciones de clientes por mesa o grupo de mesas, tanto en interiores como en terrazas, a un máximo de diez personas. Asimismo, la distancia entre mesas o grupo de mesas será mínimamente de un metro y medio. “A los txokos, lonjas juveniles o sociedades gastronómicas, se les aplicará el mismo régimen que a los establecimientos hosteleros”, explicó el Gobierno en su día, cuando entró en vigor esta normativa. En el caso del pasaporte COVID, Euskadi sí desea mantener su uso hasta el 13 de febrero y, además, que sea exigible también en hoteles y otros alojamientos turísticos y en salones de juego, hasta ahora exentos.

Estas medidas se pusieron en marcha justo antes de Nochevieja. Los hosteleros las recurrieron pero el Tribunal Superior de Justicia del País Vasco no atendió sus argumentos. En este tiempo, se ha aprobado el quinto paquete de ayudas compensatorias para ese sector. Tanto el puente de diciembre (Constitución e Inmaculada) como la Nochebuena discurrieron sin ningún tipo de restricción en el ocio o los horarios, aunque más tarde la consejera de Salud, Gotzone Sagardui, defendiera que este paquete haya sido decisivo para generar un “cambio de tendencia”. Euskadi, estadísticamente, ha superado el máximo de incidencia y de hospitalizaciones de la última ola, pero argumenta que sus datos son ahora todavía peores que los de antes de Nochevieja. Además, esta semana se han conocido que los datos de fallecimientos están siendo los peores desde el confinamiento y que hay algunos indicadores que han frenado su caído o que directamente han repuntado, como el R0 -casos que genera cada positivo- o la tasa a siete días.

“Los datos confirman que se mantiene el descenso a 14 días pero la tendencia a 7 días muestra que el descenso continúa ralentizándose. Prudencia y máxima prevención hasta conocer el comportamiento de la pandemia tras una semana de incertidumbre”, ha señalado Sagardui. Asimismo, ha admitido que hay “signos de alerta” de un posible repunte: “El descenso se empieza a estancar”. El R0, por ejemplo, está ya en 0,97, al borde del umbral crítico de 1 que implica que cada caso generaría más de un positivo y que la epidemia volvería a fase expansiva. En los hospitales permanecen ingresadas 741 personas con COVID-19, 99 de ellas críticas en la UCI. “Estamos en una situación que requiere de prudencia. Hay ciertos indicadores que nos hacen pensar que la tendencia descendente podía estar llegando a un estancamiento o a una meseta o incluso podría ser un cambio de tendencia. Pero creo que es todavía pronto”, ha matizado, en todo caso.

Euskadi, con Navarra, se queda con las restricciones más altas en este momento, aunque también son las zonas con más casos en la última etapa. Preguntada por cómo encajará la sociedad seguir con medidas más tiempo, ha indicado que esta vez la duración es menor -dos semanas en vez de un mes- y que la vasca “ha demostrado ser una sociedad adulta, una sociedad madura que ha entendido la situación”. “Estamos en una situación de pandemia con más de 5.000 nuevos contagios todos los días”, ha enfatizado la titular de Salud.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats