La portada de mañana
Acceder
El incremento de la transmisión asoma a España a una segunda ola
Las 'amistades peligrosas' de Juan Carlos I
Análisis - ¿Un buque de carga abandonado en Beirut? Más frecuente de lo que parece

El Ayuntamiento de Málaga condena por unanimidad el vídeo de la ejecución de miembros del Gobierno

Ayuntamiento de Málaga cierra 2019 cumpliendo estabilidad presupuestaria y objetivo de deuda

El ayuntamiento de Málaga ha condenado, con la unanimidad de todos sus grupos, el vídeo en el que Francisco de Borja J. B., un antiguo legionario, disparaba contra los retratos de Pedro Sánchez, Irene Montero, Fernando Grande-Marlaska, Pablo Echenique y Pablo Iglesias después de preguntar por la "sentencia" que debía aplicarles. El vídeo fue grabado en una armería de la capital malagueña. PP, Ciudadanos, PSOE, Adelante Málaga y Juan Cassá, concejal no adscrito, han votado a favor de que el Pleno condene la grabación y difusión del vídeo. La moción tiene carácter institucional por haber sido aprobada por unanimidad, aunque había sido introducida inicialmente como moción urgente por Adelante Málaga.

Detenido el exmilitar que aparece en un vídeo disparando contra fotos de miembros del Gobierno

El vídeo simula la ejecución de los cuatro miembros del Gobierno y de Echenique, portavoz del grupo parlamentario Unidas Podemos, y se conoció hace ahora una semana. "Sentencia", se exclama: "Asesinato". Tras tumbar a tiros los retratos de los políticos, se escuchan las risas de los presentes.

El tirador fue identificado como Francisco de Borja J.B., con formación militar, del que en un principio se dijo que era taxista. Diversas fuentes aseguran a eldiario.es/Andalucía que hace años que no se dedica a esa actividad y que la licencia la ostenta su exmujer. En diciembre de 2014 ya pidió en Facebook el fusilamiento de Juan Carlos Monedero, por entonces dirigente de Podemos. Tiene antecedentes penales por violencia machista y vínculos con la extrema derecha malagueña.

Fue arrestado en la Cala del Moral, una pedanía de Rincón de la Victoria, un día después de que se difundiera el vídeo, y puesto a disposición judicial. Ahora está en libertad con cargos. Junto a él, en la armería había al menos tres hombres que, según fuentes judiciales, aún no han sido localizados.

Rechazo a "cualquier acuerdo institucional" con quienes "vierten el discurso del odio"

La moción institucional aprobada en Pleno recoge que las personas participantes en la grabación "simulaban un fusilamiento sumario a los representantes públicos" y aboga por que "se persigan las amenazas de muerte y la propagación del discurso del odio, con independencia de la ideología en nombre de la que se escude dicho discurso".

"Asimismo, manifestamos nuestra convicción de que estos hechos violentos tan deleznables se enmarcan en la escalada de inquina y el discurso del odio que están impulsando, en especial contra el Gobierno de España, determinados partidos políticos, grupos de interés y sectores", se lee en el expositivo de la moción.

Los acuerdos son dos: por un lado, la condena pública de los hechos y su difusión pública. Por otro, el "rechazo al discurso del odio y a cualquier acuerdo institucional o gesto de complacencia con aquellos partidos políticos o sectores que vierten el discurso del odio", sin especificar cuáles son. El texto señala que el discurso del odio "genera el caldo de cultivo" para este tipo de acciones "que quiebran la convivencia pacífica, los valores constitucionales esenciales, el diálogo social y nos alejan de la sana confrontación de ideas y propuestas".

Adelante Málaga había presentado esta propuesta de moción, que finalmente se ha modificado ligeramente, como urgente. Se han eliminado las menciones a su supuesta vinculación con un grupo neonazi de Málaga particularmente violento, así como las alusiones a la "ultraderecha". "Conceptuar como ilegítimo a un gobierno democrático o como enemigos de España a los partidos que lo apoyan es extremadamente grave, porque contribuye a justificar e incitar cualquier acción contra el Gobierno, aunque sea ilegal, antidemocrática o incluso violenta", ha defendido Eduardo Zorrilla, portavoz de Adelante, durante su defensa de la moción.

Noelia Losada, portavoz de Ciudadanos, ha dicho estar a favor por tratarse de una moción "contra el odio, en general, y contra los extremos, también en general". Rosa del Mar Rodríguez, del PSOE, ha pedido "responsabilidad" a los políticos: "De aquellos polvos estos lodos. Miremos cada uno dentro de nuestros partidos". Elisa Pérez de Siles (PP) ha remarcado que era importante que en el texto "todos nos sintiéramos representados": "Para el PP no porque la violencia se ejerza contra unos es delito de odio, y contra otro es libertad de expresión. En todo caso es violencia". 

Zorrilla está satisfecho por el hecho de que se haya aprobado como moción institucional, y resta peso a las modificaciones introducidas. "Es imprescindible que la apoyaran todos. Por el tema que es, el hecho de que se suscriba por todos los grupos tiene un valor simbólico importante", opina. "Tenemos que contribuir a fortalecer una sociedad donde no tengan cabida los discursos de odio contra adversarios políticos, sean del color que sean", ha dicho Zorrilla, que ha asegurado que los hechos son "una vergüenza para Málaga".

Etiquetas
Publicado el
25 de junio de 2020 - 21:09 h

Descubre nuestras apps

stats