eldiario.es

Menú

Cuatro hermanas que residen en Álava sufrieron la ablación durante sus vacaciones en Mali

Los abuelos de las menores aprovecharon el viaje para someter a sus nietas a la mutilación genital.

La Fiscalía Superior del País Vasco investiga los hechos que ocurrieron en 2013 y fueron denunciados en 2014 por la hermana mayor, de tan solo 14 años.

21 Comentarios

- PUBLICIDAD -
Las cuchillas con las que se practica la ablación/ Imagen cedida por World Vision

Las cuchillas con las que se practica la ablación/ Imagen cedida por World Vision

El viaje de vacaciones de cuatro hermanas menores que residen en Álava a Mali en 2013, el país de origen de sus padres, se convirtió en un infierno para las niñas. Meses después, en 2014, la mayor, de tan solo 14 años, denunció a una trabajadora social que tanto ella como sus hermanas habían sido sometidas a la mutilación genital femenina. El suceso se ha conocido un año después según informa elmundo.es.

Según la Fiscalía del País Vasco, sus abuelos habrían aprovechado el viaje para someter a sus nietas a la ablación, una práctica que en Mali sufren el 98% de las mujeres. Los médicos forenses comprobaron que las niñas habían sufrido la mutilación del clítoris, y no consta que los padres pusieran impedimentos.

Medidas de protección para las menores

Tras la denuncia, la Fiscalía de Menores analiza la adopción de medidas de protección y de garantías de salvaguarda y custodia de las menores. El Fiscal Superior del País Vasco, Juan Calparsoro ha asegurado que la investigación penal "es complicada porque los sucesos han ocurrido en Mali y porque los responsables directos" de la mutilación genital estarían allí, aunque, al parecer, fueron los abuelos los que, aprovechando el viaje, decidieron someterlas a la ablación.

Además, el representante del ministerio público ha señalado que tampoco se sabe si en Mali esto es delito, y en todo caso, ha destacado que la Audiencia Nacional sería la responsable de abrir el procedimiento, al haber ocurrido los hechos en extranjero.

El riesgo de las vacaciones al país de origen

Aunque la mutilación no se practica en Euskadi, las vacaciones al lugar de origen de las familias es la época de mayor riesgo para las mujeres, momento en el que las familias aprovechan para programar el rito. Desde el departamento de Salud del Gobierno vasco, alertan de que "el problema ha aumentado y se ven más casos". Alrededor de 1.063 niñas de un colectivo de 3.600 mujeres originarias de esos países podrían estar en riesgo, según apuntan los datos de 2014, y desde Salud lamentan que "parte de estas mujeres ya han sufrido la mutilación".

Para prevenir esta práctica, que consiste en la mutilación de los genitales externos para evitar que las mujeres sientan placer sexual, Euskadi está preparando un protocolo para los profesionales de Osakidetza que estará listo para otoño y situará a la comunidad autónoma como lider en Europa en la prevención de la ablación.

Uno de los requisitos que recoge el protocolo, obliga a los padres a firmar un documento en el que se comprometen a no mutilar a sus hijas y proceder a una revisión ginecológica a la vuelta. En caso de que se nieguen automáticamente se comunica a la Fiscalía de la situación y entre otras medidas se les puede retirar el pasaporte para que no puedan viajar.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha