eldiario.es

Menú

València traslada a Airbnb que los apartamentos turísticos tendrán un límite de días para anunciarse

La concejala de Turismo, Sandrá Gómez, pedirá a responsables de la plataforma que solo publiciten pisos registrados por un máximo de entre 60 y 120 días.

Russafa organiza las primeras Jornadas Internacionales sobre turistificación y derecho a la vivienda.

- PUBLICIDAD -
Una vista de Valencia con la Ciudad de las Artes y las Ciencias al fondo

Una vista de Valencia con la Ciudad de las Artes y las Ciencias al fondo

Cumbre entre el Ayuntamiento de València y la principal plataforma digital de promoción y alquiler de apartamentos turísticos.

La concejala de Turismo, Sandra Gómez, se reunirá el próximo mes de enero con responsables de Airbnb con el objetivo de trasladarles los criterios que quiere fijar el Ayuntamiento en la promoción de este tipo de alojamiento para frenar así el boom de oferta que está provocando un incremento desmesurado de los precios de alquiler en la ciudad. En un principio, el encuentro estaba previsto para este viernes, pero la compañía lo ha modificado a última hora por un imprevisto de última hora.

La propuesta de Gómez girará en torno a dos puntos: en primer lugar, fijar un límite máximo de días que un mismo mueble puede anunciarse en la plataforma durante un año. El tope de días se establecería entre 60 y 120 días, tal y como ya se hace en otras ciudades europeas que también han puesto coto a los apartamentos turísticos.

El otro punto que solicitará la edil será la prohibición de que se oferte viviendas por días sin que estén dadas de alta como alojamiento turístico y sin que estén registradas como tal en la Agencia Valenciana de Turismo.

Precisamente, por este concepto la Generalitat ya ha puesto varias sanciones a diferentes plataformas y además ha anunciado que multiplicará por 20 la cuantía de estas sanciones, pudiendo llegar a los 600.000 euros.

En València, los apartamentos turísticos han proliferado especialmente en Ciutat Vella, Russafa y el Marítim. Los vecinos de estas zonas llevan meses denunciando los problemas de convivencia que se generan entre los turistas que se alojan en apartamentos turísticos irregulares y el resto de vecinos del edificio.

Además, este fenómeno ha disparado el precio de los alquileres hasta el punto que muchas familias y jóvenes que vivían en estas zonas se han visto obligadas a buscar alquileres más asequibles en otros barrios.

La ciudad cuenta con 4.714 apartamentos turísticos, lo que supone un 48,6% de la oferta habitacional (18.102 plazas). De ellas, tan sólo 2.245 están reguladas -pertenecen a empresas o inmobiliarias y están dadas de alta en Hacienda, por lo que pagan los impuestos que les corresponden-. El resto (2.469) son de particulares que las alquilan sin ningún tipo de control.

En cuanto a la ubicación de estos apartamentos turísticos, la mayoría (34%) están ubicados en Ciutat Vella, aunque también acumulan un número importante los barrios de Extramurs (12%), Eixample (11%) o Poblats Marítims (10%).

Jornadas sobre turistificación en Russafa

Este jueves 14 de diciembre se ha inaugurado, en el salón de actos del Instituto Sant Vicent Ferrer (Almirante Cadarso, 20), las primeras Trobades d´Hivern a Russafa.

Unas jornadas internacionales de debate sobre turistificación, derecho a la vivienda y resistencias sociales.

Organizadas por las asociaciones Plataforma per Russafa y Salvem Russafa, se pretende con estas Jornadas crear un ámbito de reflexión y debate sobre el alcance de este nuevo fenómeno urbano, que afecta seriamente a varias ciudades europeas y que está empezando a hacerse notar en varios barrios de nuestra ciudad: zonas como El Carme o Russafa, que se encuentran ya en pleno proceso de gentrificación, y en las que este nuevo cambio de usos y de usuarios ocasionales comienza a afectar a sus entramados vecinales.

Durante los días 14, 15 y 16 de diciembre se debatirá en Russafa, con ponentes de Lisboa, Venecia, Madrid, Barcelona, Palma de Mallorca y Valencia, sobre el crecimiento desmedido del turismo en barrios residenciales y la tendencia de este proceso a expulsar a la población residente y a disminuir la calidad de vida en las zonas afectadas.

Un nuevo fenómeno que necesita de reflexión, organización ciudadana que lo
vigile y de una clase política valiente para afrontarlo.

En la apertura de las Trobades ha participado Agustin Cocola Gant, profesor del Centro de Estudios Geográficos de la Universidad de Lisboa.

Especialista en estudios sobre turismo urbano, patrimonio y gentrificación. En los últimos años ha investigado los impactos que el turismo genera en los centros históricos de Barcelona y Lisboa.

Es autor de uno de los primeros análisis que han aparecido sobre apartamentos turísticos y la relación entre turismo y especulación urbana.

El viernes 15 a las 19:00 h, en el local de la Plataforma per Russafa (Literat Azorín, 39), se hablará sobre las políticas públicas que se están implementando o proponiendo en otras ciudades españolas y europeas.

Para ello contaremos con Irene Escorihuela, directoria del Observatorio DESC (Derechos Económicos, Sociales y Culturales) de Barcelona y con Javier Andrés Gil, sociólogo experto en las propuestas de regulación sobre la plataforma internacional de alquiler vacacional AirBnB.

El sábado 16, en el CEIP Alejandra Soler (Puerto Rico, 5), tendrán lugar los dos últimos debates y una puesta en común entre diversos colectivos sociales locales, nacionales e internacionales.

De 10.30 a 12.00 horas, escucharemos la problemática de Venecia y Lisboa de la mano de los representantes de los colectivos ciudadanos Morar em Lisboa y No Grandi Navi.

Y a partir de las 12.00 horas tendrá lugar una mesa redonda con representantes de los colectivos Sindicat de Llogateres (Barcelona), Lavapies, dónde vas? (Madrid), Ciutat per a qui l’habita (Palma de Mallorca) y Entre Barris (València).

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha