La red de empresas que financiaba al PP de Valencia se alió con un socio del comisario Villarejo

El exvicealcalde de Valencia Alfonso Grau, junto a la exalcaldesa Rita Barberá.

La red de empresas que manejó la presunta financiación ilegal del PP de Valencia, investigada en el marco de la pieza A del 'caso Taula', se alió con un socio del comisario José Villarejo. El juez instructor ha acreditado un entramado de firmas de grupo Laterne que abonaban los gastos electorales del PP para las campañas electorales del 2007, 2011 y 2015 mediante entregas opacas de contratistas del Ayuntamiento de Valencia. Las sociedades de Laterne, algunas puramente instrumentales, eran propiedad del empresario fallecido Vicente Sáez Tormo. El presunto financiador de los populares, se asoció con el letrado José María Corbín, cuñado de Rita Barberá y esposo de su jefa de gabinete, para cobrar una suerte de peaje de 150.000 euros a constructoras que quisieran obtener adjudicaciones.

Sólo en la campaña de 2007, el entramado de empresas pantalla vinculado al grupo Laterne recibió 2,6 millones de euros, según desvela el auto de procedimiento abreviado del titular del Juzgado de Instrucción número 18 de Valencia que pone al borde del banquillo de los acusados a casi medio centenar de exconcejales y asesores de la formación conservadora. 

Global Project by Cousins SL, una firma del empresario Vicente Sáez, comparte a medias el accionariado de JSMM Investor SL junto con la promotora inmobiliaria Sanlucar XXI SL. Esta última firma, actualmente en liquidación, es propiedad al 50% de Juan Carlos Escribano Cárcer, administrador único de la sociedad.

El empresario ha sido uno de los protagonistas del 'caso Astapa' sobre el urbanismo en Estepona y compartía numerosos negocios con Villarejo, según un informe de la Unidad de Asuntos Internos de la Policía Nacional. De hecho, su declaración en el marco del 'caso Astapa' se saldó con registros en Estepona y en Valencia, según informó Público.

Los negocios del fallecido empresario Vicente Sáez han salido a la superficie en varios momentos delicados. Laterne, la empresa que se erigió en epicentro de la presunta financiación ilegal del PP de Valencia, impulsó la marca Valencia Experience, patrocinadora del Valencia CF. El sponsor del club nunca abonó los seis millones de euros que acordó con el Valencia CF.

El 'caso Azud', que a día de hoy permanece aún bajo secreto de sumario, también ha aflorado la vinculación de Vicente Sáez con el letrado José María Corbín en un negocio inmobiliario liderado por la sociedad Desarrollo Comercial Cansalades SA en la partida de Cansalades-Umbría en Xàbia. Además, según el testimonio del exasesor del PP Jesús Gordillo ante la Fiscalía Anticorrupción, la red de empresas de Laterne creó una filial puramente instrumental (Product Management Council SL) "para concurrir conjuntamente con otras empresas a licitaciones públicas de obras y servicios y así intentar repartirse el mercado". 

"Como requisito para entrar en este grupo [PMC] se les exigía que realizaran una aportación de 150.000 euros", declaró Jesús Gordillo ante los agentes de la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil.

Etiquetas
Publicado el
26 de octubre de 2021 - 22:46 h

Descubre nuestras apps

stats