Ribera Salud ofrece mejoras laborales a partir de 2022 a los trabajadores de Torrevieja para presionar contra la reversión a la gestión pública

El hospital de Torrevieja.

Nueva maniobra de Ribera Salud, empresa gestora del hospital de Torrevieja por medio de una concesión otorgada por el PP hace 15 años, contra la reversión del centro sanitario a la tutela de la Conselleria de Sanidad desde el próximo 15 de octubre al finalizar el plazo de la mencionada concesión.

Fuentes del sindicato Comisiones Obreras (CCOO-PV) han confirmado que la dirección de la empresa se reunió el pasado viernes 14 de mayo con los representantes de los trabajadores para ofrecerles mejoras en las condiciones laborales condicionadas a que la plantilla apoye las diferentes acciones que emprenda Ribera Salud con el objetivo de presionar a la administración para que desista en el proceso de reversión y prorrogue la concesión.

"Consideramos que es una forma de utilizar a los empleados para que se posicionen y para presionar a la Conselleria de Sanidad", comentan fuentes de la organización sindical.

En concreto, según el escrito remitido por el comité de empresa a los empleados al cual ha tenido acceso elDiario.es, Ribera Salud les ha ofrecidos una reducción de horas con respecto a las jornadas previstas por la Conselleria de Sanidad, que se aplicaría "si no hubiera reversión" a partir del 1 de enero de 2022, para lo que piden "el apoyo de los trabajadores".

Según CCOO-PV, "la empresa quiere hacer ruido mediático con los empleados para conseguir que se les prorrogue la concesión, algo a lo que este sindicato se opone frontalmente, ya que la sanidad debe ser de gestión pública y los empleados asumidos por la administración tal y como se hizo en el caso del hospital de Alzira".

El sindicato asegura que el comité de empresa tenía previsto convocar a los trabjadores a una asamblea general para votar la propuesta de Ribera Salud, pero que finalmente, tras una reunión mantenida este lunes, se ha descartado esta opción y se tratará de nuevo la cuestión a lo largo de la semana que viene para analizar qué repuesta se le da a la empresa.

Al respecto, fuentes de Ribera Salud aseguran que es el comité de empresa el que solicita esas y otras mejoras a la empresa y que en estos momentos están en fase de negociación y que, por tanto, solo se podrían aplicar si se mantuviera la concesión.

Sin embargo, desde la Conselleria de Sanidad afirman que los acuerdos que adopte Ribera Salud con la plantilla son intrascendentes puesto que el 15 de octubre finaliza la concesión y será la administración la que asuma la gestión.

Desde que Sanidad comunicó oficialmente que no prorrogaría el contrato con la empresa cuyo consejero delegado es Alberto de Rosa, hermano de Fernando de Rosa, actual senador del PP por la provincia de València, la mercantil emprendió una serie de maniobras de todo tipo para frenar la reversion del hospital de Torrevieja, tal y como hizo en 2018 la Generalitat recuperó la gestión del de Alzira, llegando a plantear decenas de recursos.

La última de estas maniobras, denuncian desde la Conselleria de Sanidad, ha sido la presentación el pasado miércoles 31 de marzo un escrito ante el Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana (TSJCV) anunciando un recurso de casación contra el auto del 26 de marzo que les obligaba a presentar ante la Generalitat, antes del 31 de marzo, toda la documentación necesaria para poder llevar a cabo el proceso de reversión: "Están intentado dificultar, si no paralizar, el proceso".

La sección 5 de la Sala de lo Contencioso-administrativo del TSJCV denegó el pasado 22 de febrero la solicitud presentada por Ribera Salud para suspender de forma cautelar las normas de reversión de Torrevieja. La citada resolución judicial desmontaba una por una todas las cuestiones argumentadas para tratar de frenar la recuperación del departamento de salud de Torrevieja, basadas en la imposibilidad de dar cumplimiento a las mencionadas normas como consecuencia de la situación de pandemia.

El fallo solo atiendía una de las peticiones que hace la mercantil relativa a una ampliación de plazo de presentación de documentación que Sanidad había exigido antes del 1 de diciembre y que la sala prorrogaba hasta el 31 de marzo. Sin embargo, Sanidad alega que Ribera Salud no ha presentado esta documentación y el plazo dado por la justicia se ha extinguido, y lo que ha hecho es anunciar un nuevo recurso.

Aumento de la plantilla

Hace semanas, Ribera salud lanzó a través de sus redes sociales un anuncio ofreciendo trabajo en el departamento de Torrevieja, una situación que según las normas de reversión presentadas por la Conselleria el 14 de octubre no es posible si no se cuenta con el informe favorable de Sanidad. Es más, desde Conselleria han explicado a elDiario.es que no pueden autorizar un centenar de nuevas contrataciones si no conocen la composición actual de la plantilla: "Todavía no sabemos cuál es la relación de puestos de trabajo". 

Etiquetas
Publicado el
17 de mayo de 2021 - 22:15 h

Descubre nuestras apps