El clúster textil valenciano se amplía a las batas para sanitarios y ya ha fabricado 2 millones de mascarillas

Càndid Penalba y Jorge Rodríguez en la presentación del clúster textil sanitario en Ontinyent

El clúster textil sanitario impulsado por Ateval (la patronal del textil valenciano) y por el Ayuntamiento de Ontinyent está creciendo y su producción, además de llegar a los 2 millones de mascarillas, se diversifica para confeccionar productos como batas sanitarias.

De este modo lo ha explicado el presidente de Ateval, Càndid Penalba, en la presentación del convenio para el impulso del Clúster Sanitario del Téxtil y Afines que ha tenido lugar este jueves en Ontinyent, y que nace con una aportación de 300.000 euros de la capital de la Vall d'Albaida.

Lo que empezó con 8 empresas fabricando mascarillas quirúrgicas de un solo uso, ha pasado a tener una producción de entre 150.000 y 200.000 mascarillas diarias realizadas por 11 empresas, además de que 12 fábricas abastecen a la Generalitat Valenciana de batas sanitarias, así como a otros gobiernos autonómicos como los de Catalunya, la Rioja o Murcia y a zonas del extranjero.

Penalba señala que este impulso del clúster se ha hecho reordenando a las empresas y promocionando el producto. Así se ha podido invertir en maquinaria, mucha de ella diseñada también en Ontinyent, para recuperar unos 1.000 trabajadores que se habían visto afectados por ERE (Expedientes de Regulación de Empleo), y se calcula que la producción aumentará exponencialmente. "No se multiplicará por dos o por cinco, sino por 10 o por 20".

Càndid Penalba ha tenido críticas para medidas como la del Gobierno central de limitar el precio de las mascarillas quirúrgicas de un solo uso, las más utilizadas en centros sanitarios porque son desechables. El presidente de Ateval señalaba que las que se han comprado en China son más baratas porque son de 3 capas, mientras que las de aquí, de 5 capas, son mas caras. Por ello lamenta que se ha tenido que optar por la confección de mascarillas higiénicas reutilizables.

Sobre la Ruta de la Seda, iniciativa mediante la cual la Generalitat ha organizaod casi una veintena de aviones de material sanitario procedente de China, asegura que ha sido "positiva" porque no había suficiente material para abastecer toda la demanda ya que "aquí no había textil sanitario". Por ello defiende: "Nos hubiera venido muy bien tener un clúster como el que impulsamos porque no hubiera hecho falta tanto avión, enviar tantos millones de euros a los chinos pagando sobreprecios, y entrar en un mercado que ahora mismo se considera una jungla porque las homologaciones y las normativas que se están siguiendo no son las mismas que en el territorio nacional".

Beneficio del producto local

Por su parte, el alcalde de Ontinyent, Jorge Rodríguez, destacaba los beneficios de la producción local y del lanzamiento dentro de este proyecto de clúster de la marca 'Tèxtil Ontinyent'. El alcalde añadió que "tal vez comprar una mascarilla en otras latitudes nos cuesta más barata, pero nos sale mucho más caro de lo que pensamos si a ese precio le añadimos los subsidios y las ayudas, las empresas que tienen que cerrar y los impuestos y la actividad que ya no generan”.

Rodríguez confía en que la marca 'Textil Ontinyent' "ayude a que los clientes lo valoren más por el origen y que sea asociado a una marca de calidad". El alcalde también hacía llamamiento a todas las administraciones y entidades a "que sean consecuentes y compren a nuestras empresas y ayuden a crear industria, trabajo y futuro para nuestras comarcas”. Una idea que el alcalde va a trasladar al conseller de Economia, Rafael Climent, y que este jueves también exponnía al presidente de la Diputación de Valencia, Toni Gaspar.

Etiquetas
Publicado el
7 de mayo de 2020 - 20:09 h

Descubre nuestras apps

stats