València rebaja entre un 15% y un 20% la tasa de basuras a 51.000 autónomos y la congela al resto de abonados

Centro de tratamiento de residuos Los Hornillos.

La Entidad Metropolitana de Tratamiento de Residuos de València (EMTRE) rebajará en el año 2021 la tasa de basuras (TAMER) a 51.000 empresas y autónomos afectados por la crisis económica causada por la COVID-19. La rebaja será de entre el 15 y el 20% según tramos de consumo y comportará una reducción de ingresos de 2 millones de euros para la entidad.

La bajada estará en vigor todo el año 2021 y decaerá en el año 2022. El presidente de l’EMTRE y vicealcalde de València, Sergi Campillo, remarca que esta medida es posible “gracias a la buena situación financiera de la entidad, que no tiene deuda, y que podrá seguir ofreciendo su servicio de manera satisfactoria”.

Las actividades económicas que hayan resultado afectadas por la COVID-19 y que mantengan un consumo de agua de hasta 600 metros cúbicos tendrán una rebaja de la tasa TAMER del 20%. Las empresas y autónomos en las mismas circunstancias y con un consumo de entre 600 y 6.000 metros cúbicos verán reducida la tasa en un 18% mientras que aquellas empresas con un consumo de agua superior a 6.000 metros cúbicos se verán beneficiadas por una bajada de un 15%.

La EMTRE calcula que la medida afectará a 51.000 abonados, entre ellos bares, cafeterías, horchaterías, hoteles, discotecas, salas de baile, centros de enseñanza, centros deportivos, colegios y residencias de estudiantes, floristerías y comercios afectados por el confinamiento, la bajada del consumo y la caída de la actividad turística. La medida estará en vigor durante el 2021 y dejará de estar vigente en 2022.

La reducción de la tasa variará en función del consumo de agua y las características de la actividad bonificada pero oscilará entre los 22’60 euros para los comercios y autónomos más pequeños a los 3.888 euros anuales para las empresas más grandes. La EMTRE calcula una pérdida de ingresos de unos 2 millones de euros. La rebaja está previsto que sea aprobada en la asamblea de la entidad prevista para el próximo 20 de octubre.

El presidente de la EMTRE y vicealcalde de València, Sergi Campillo, afirma que “la entidad es consciente de la situación tan complicada” que viven las empresas y los autónomos y, por eso, queremos ser “sensibles” ante aquellas actividades económicas que han sufrido la pandemia.

Aun así, Campillo ha recordado que la tasa TAMER es “prácticamente el único ingreso que tiene la entidad” y, por tanto, “todas esas propuestas demagógicas por parte de la oposición para que se aplique la rebaja a todo el mundo no se pueden aplicar porque comportarían la ruina de la entidad”.

El presidente recuerda que la EMTRE debe assumir los costes de mantenimiento de las plantas de tratamiento y del vertedero de Dos Aguas y que, por tanto, “es necesario tener sentido común y responsabilidad cuando se hacen este tipo de propuestas”.

Campillo recuerda que los “servicios públicos necesitan financiación pública” y que la EMTRE puede tomar esta decisión porque “tiene una buena situación financiera, no tiene deuda y estamos haciendo una gestión responsable”. Por todo ello, “la EMTRE tiene margen para seguir ofreciendo el servicio de tratamiento de residuos de manera satisfactoria”.

Etiquetas
Publicado el
15 de octubre de 2020 - 22:31 h

Descubre nuestras apps

stats